El césped antes del Verano. - Viveros Poza

A todos nos encanta tener un césped perfecto durante el verano. Pero para lograrlo hemos de cuidarlo y mantenerlo todo el año. El verano está muy cerca, y el calor empieza a notarse, por lo que hemos de realizar algunos trabajos para disfrutar de un césped verde y lustroso.

Corta el césped regularmente.

El corte regular del césped es muy importante ya que ayuda a espesar la hierba. Cambiar el patrón de corte o su dirección ayudará a no condicionarlo. Además, es mejor realizar los cortes con poco crecimiento y a menudo. Como norma general se suelen dejar 5 cm de altura en cada corte, pero a mediados de verano es aconsejable dejar la hierba un poco más larga, ya que soportará mejor los periodos de sequía. El uso de cortacésped automatizados o guiados puede ahorrarnos tiempo de mantenimiento del mismo.

No te olvides de Abonar

Una vez llega la primavera es aconsejable abonar el césped cada cuatro o cinco semanas con productos que contentan nitrógeno, potasio y fósforo. Existen diferentes formatos y mezclas que se adecuarán a tu césped.

Ajusta los Riegos

La parte más importante de todas, al igual que con cualquier planta, es el aporte de agua. La frecuencia de riego para nuestro césped dependerá de la temperatura y la humedad de nuestra zona. Podemos detectar un césped falto de riego por el tono azulado y grisáceo de las hojas.

La automatización del sistema de riego nos ayudará a solventar estas faltas de riego, así como a ahorrar tiempo. Desde Viveros Poza ofrecemos soluciones de riego fijas y móviles, así como bombas y programadores de riego. Con todo esto podemos dejar que los sistemas de riego y aspersores automatizados, inteligentes y programables se encarguen de todo el trabajo de riego.

Que las malas hierbas no invadan tu jardín.

A nadie nos gusta que las malas hierbas surjan por encima del césped. La mayor parte de estas malas hierbas pueden extraerse directamente tirando de ellas. Otras más pequeñas, como verónicas o tréboles, podemos eliminarlas o reducir su efecto mediante escarificados. Aunque uno de los métodos más utilizados para eliminar estas malas hierbas es el uso de herbicidas. Existen herbicidas formulados específicamente para para acabar con estas malas hierbas y mantener nuestro césped a salvo.  Son lo que popularmente se conocen como herbicidas selectivos o de hoja ancha. Pero si ya tenemos más malas hierbas que césped podemos considerar nuestra batalla perdida, eliminar todo, reestructurar el terreno y replantar un nuevo césped. Para ello, podemos recurrir a semillas que broten directamente en el terreno, o al uso de tepes, lo que nos permitirá disfrutar antes del espacio.

Mantenlo limpio y aireado

Mediante el escarificado y aireación de las raíces de la hierba ayudaremos a que respire y crezca mejor. El escarificado, al eliminar las hierbas muertas y restos de césped, dejará más espacio para nuevos brotes, raíces y un mejor desarrollo de las mismas. Para airear el terreno podemos hacerlo punzándolo. Esto es muy recomendable en tierras y suelos que no son tan arenosos como para permitir que el aire y agua lleguen bien a las raíces.

 

Así que manos a la obra y… ¡¡¡A disfrutar del jardín!!!

0 comentarios


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

1 × 2 =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.